Publicado 07/08/2021 13:13CET

El final de El Escuadrón Suicida y las dos escenas post-créditos explicadas: ¿Por qué sigue vivo...?

El final de El Escuadrón Suicida y las dos escenas post-créditos explicados: ¿Por qué sigue vivo...?
El final de El Escuadrón Suicida y las dos escenas post-créditos explicados: ¿Por qué sigue vivo...? - WARNER BROS

MADRID, 7 Ago. (CulturaOcio) -

El Escuadrón Suicida, la nueva película del Universo Extendido DC, presenta la que es, sin lugar a dudas, la historia más loca que ha lanzado la compañía hasta la fecha. Una aventura desquiciada llena de humor, vilolencia y acción en la que todo puede pasar.

Y es que, a nivel narrativo, uno de los atractivos de la cinta es hasta qué punto los protagonistas pueden llegar a ser vulnerables. Al contrario que la mayoría de películas de superhéroes en las que el espectador sabe que nada malo le ocurrirá a los protagonistas, en El Escuadrón Suicida cualquiera puede morir en cualquier momento.

((ATENCIÓN: ESTA NOTICIA CONTIENE SPOILERS))

De hecho el tercer acto de la película comienza con la muerte de Rick Flag. El Capitán piensa que la participación de Estados Unidos en el proyecto de experimentación con Starro en Corto Maltés debe hacerse pública, por lo que muere a manos de Peacemaker que prefiere mantenerlo en secreto por el bien de su país.

Mientras las instalaciones de Jugenheim se vienen abajo ante la evasión del monstruo con forma de estrella, los antihéroes que quedan vivos, Harley Quinn, el Hombre Moteado, Bloodsport, King Shark y la Ratonera 2, intentan escapar del complejo, siendo esta última la que lleva el disco duro con la información comprometedora para los estadounidenses.

Es entonces cuando Peacemaker se encuentra con Bloodsport y ambos se baten en un duelo digno de un 'western', en el que el personaje al que da vida Idris Elba mata al interpretado por John Cena.

Los protagonistas logran salir del edificio justo cuando todo está a punto de ser destruido. A las puertas les esperan el General Mayor Mateo Suarez y sus hombres, quienes, antes de poder enfrentarse al Escuadrón son poseídos por miles de pequeñas estrellas que emanan de las esporas de Starro y que los convierten en sus zombies.

Aunque Amanda Waller da la orden al equipo de marcharse de la isla bajo amenaza de ser ejecutados si interfieren, el Escuadrón, liderado por Bloodsport, desobedece al personaje de Viola Davis, quien es noqueada con un palo de golf por su propio equipo antes de que haga estallar a los protagonistas.

Es entonces cuando, en una épica última batalla en la que el Hombre Moteado pierde la vida, los protagonistas logran acabar con Starro combinando sus habilidades. Finalmente, Bloodsport amenaza a Waller con que, si él o alguno de los miembros del Escuadrón es ejecutado, el disco duro será hecho público, un acto audaz con el que todos consiguen la libertad y el filme llega a su fin.

Sin embargo, el director, James Gunn tiene aún dos sorpresas en la recamara. La primera es que la Comadreja que se ahogó al principio del filme no está muerta, sino inconsciente. Puede verse cómo el extravagante personaje se despierta y deambula sin rumbo por la playa de Corto Maltés.

La segunda sorpresa es que Peacemaker tampoco está muerto, ya que su cuerpo fue rescatado malherido de las ruinas de Jugenheim. En la última escena post-créditos puede verse cómo el personaje de John Cena se encuentra en la cama de la UCI cuando dos agentes del gobierno llegan para reclutarle en una misión que, casi con seguridad, se desarrollará en la serie en solitario del personaje que se estrenará próximamente en HBO Max.