Publicado 28/05/2021 10:58CET

Sin tiempo para morir, nueva película de James Bond, se estrenará en cines pese a la compra de MGM por parte de Amazon

Archivo - Ana de Armas y Daniel Craig en Sin tiempo para morir, la nueva película de James Bond
Archivo - Ana de Armas y Daniel Craig en Sin tiempo para morir, la nueva película de James Bond - UNIVERSAL PICTURES - Archivo

   MADRID, 28 May. (CulturaOcio) -

   Amazon ha adquirido Metro-Goldwyn-Mayer por 8.450 millones de dólares, un paso encaminado a engrosar el catálogo de la plataforma con títulos clásicos del estudio entre los que se incluye la saga James Bond. Este acuerdo ha generado dudas sobre el futuro de Sin tiempo para morir, ya que muchos se preguntan si la nueva cinta de la franquicia del agente 007 podría saltarse el estreno en salas y llegar directamente en streaming.

   En un comunicado recogido por Variety, la productora y propietaria de parte de los derechos de la saga Barbara Broccoli confirmó que la película llegará a las salas de cine. "Estamos comprometidos a seguir haciendo películas de James Bond para la audiencia de los cines a nivel mundial", aseguró.

   Todavía se desconoce cuánto tiempo estarán las películas en cartel antes de aterrizar en Amazon Prime Video, pero lo que está claro es que Sin tiempo para morir se lanzará en cines a partir del 1 de octubre de 2021. Eon Productions, propiedad de la familia Broccoli, han estado detrás de la saga James Bond desde 1962, cuando se estrenó Agente 007 contra el Dr. No.

   Según un acuerdo firmado por Albert Broccoli, MGM tiene derecho a financiar y distribuir todas las películas de James Bond, y el estudio divide las ganancias con Eon. Sin embargo, los herederos de Broccoli y los jefes de Eon, Barbara Broccoli y Michael G. Wilson, todavía tienen la última palabra en todo, desde los planes de marketing y distribución de la película hasta quién será el sucesor de Daniel Craig.

Sin tiempo para morir iba a estrenarse inicialmente en 2020, pero su lanzamiento se vio aplazado en varias ocasiones debido a la pandemia de coronavirus. El equipo detrás del filme está comprometido con la experiencia en las salas, ya que ha rechazado ofertas de plataformas como Netflix y Apple para incluirla en su catálogo.