¿Podría Ser Real La Catastrófica Teoría Del Final De Dejar El Mundo Atrás?
¿Podría Ser Real La Catastrófica Teoría Del Final De Dejar El Mundo Atrás? - NETFLIX
Actualizado: martes, 19 diciembre 2023 15:25

   MADRID, 19 Dic. (CulturaOcio) -

   La explicación final sobre los desastres masivos coordinados en Dejar el mundo atrás de Sam Esmail se desglosa en un proceso de tres pasos por G. H. Scott (Mahershala Ali). A lo largo del thriller de Netflix, los protagonistas intentan descifrar qué ocurre en Estados Unidos, mientras se cierran todas las formas de comunicación, incluido Internet, la televisión e incluso los satélites. Esmail, creador de la célebre serie Mr. Robot, ofrece un inquietante retrato plausible de cómo el ciberterrorismo podría desestabilizar una poderosa nación moderna, lo que ha hecho plantearse a algunos espectadores si esto podría ocurrir en la vida real.

   G. H. ofrece un monólogo al final de la cinta que revela información que ha mantenido oculta a Clay, Archie, Amanda e incluso a su hija Ruth. G. H. desglosa una teoría de tres pasos sobre cómo un país poderoso puede desestabilizarse de una manera extremadamente rentable y eficiente, haciendo realidad sus peores temores. El primer paso es el aislamiento. G. H. describe que el primer paso requiere cerrar completamente los métodos de comunicación y transporte de una nación. Esto asegura que nadie tenga forma de difundir información sobre lo que está sucediendo y esencialmente atrapa a todos dentro de sus fronteras. El segundo paso es el caos sincronizado. Esto se evidencia en la película por el ruido misterioso y los panfletos rojos que difunden información errónea. El tercer paso es la guerra civil. Debido a que los civiles no tendrán un enemigo claro, en teoría se volverán naturalmente unos contra otros sin que los atacantes rebeldes tengan que intervenir.

   El inicio para este proceso de tres pasos sería un acto de ciberterrorismo altamente sofisticado y organizado, que sin duda es una amenaza para las infraestructuras de Estados Unidos y de todas las superpotencias modernas. Ya ha habido casos anteriormente, como el ciberataque que tuvo lugar en 2015 contra Ucrania para acceder a la red eléctrica del país.

   La película no apunta a ninguna nación o grupo extremista en particular, lo que parece intencionado por parte de los atacantes, ya que los panfletos rojos antiamericanos estaban escritos en al menos dos idiomas extranjeros. Si varias naciones están trabajando juntas contra Estados Unidos y Estados Unidos está siendo invadido por más de una facción, como teorizó G. H., parece que el final de la película apunta a una guerra mundial en suelo estadounidense. La conclusión de Dejar el mundo atrás es que el enemigo o los enemigos no están seguros, por lo que una Guerra Civil o una Tercera Guerra Mundial están sobre la mesa al final de la película.

   Dejar el mundo atrás hace referencia a varios desastres y escenarios de la vida real con elementos similares a este ataque, como el accidente nuclear de Three Mile Island. Este suceso ocurrió en Harrisburg, Pensilvania, en 1979, cuando la mitad de un reactor nuclear se derritió, esparciendo gases radiactivos a la atmósfera. Afortunadamente, el desastre fue contenido. También hace referencia a Love You Bug, una de las primeras y más amplias propagaciones de malware que tuvo lugar en el año 2000. Como G. H. describió en la película, el error de Microsoft Windows se envió como un archivo adjunto de correo electrónico que se propagó instantáneamente a todos los contactos en la libreta de direcciones de un usuario. Este tipo de desastres reales han sido estudiados y atajados en mayor medida, además de ser incidentes aislados, por lo que una serie coordinada masiva de ataques como se describe en la película tendría que ser increíblemente sofisticada y sin precedentes.

   El expresidente Barack Obama, que es productor ejecutivo de la película junto con su esposa Michelle, hizo algunos apuntes sobre el guion de la cinta y la exactitud de tal desastre. Según la visión de Obama de Dejar el mundo atrás, sin duda hubo algunas influencias del mundo real en la creación del thriller. De esta manera, Dejar el mundo atrás es extremadamente eficaz como advertencia, aunque es poco probable que algo similar se hiciera realidad.

Leer más acerca de: