Actualizado 09/04/2020 18:37:56 +00:00 CET

La casa de papel revela si Nairobi está viva o muerta

Helsinki en la temporada 4 de La casa de papel
Helsinki en la temporada 4 de La casa de papel - NETFLIX

   MADRID, 3 Abr. (CulturaOcio) -

La casa de papel ha estrenado su cuarta temporada en Netflix. Ocho nuevos capítulos en los que la serie ha retomado su trepidante relato justo en el momento en el que terminó la anterior tanda de episodios, que dejó el destino de Nairobi, el carismático personaje encarnado por Alba Flores, en el aire tras recibir un disparo en el pecho. ¿Está viva o muerta?

((ATENCIÓN: ESTA NOTICIA CONTIENE SPOILERS))

   "Nairobi es el corazón de la banda". Así define a su personaje la propia Flores que no se sorprendió al ver las toneladas de cariño que recibió a través de redes sociales tras la situación crítica en la que quedó al final de la tercera temporada. Abatirla a ella... fue disparar directamente al corazón de la banda.

   El primer capítulo de la cuarta temporada, 'Game Over', desvela que, tal y como parecían adelantar los tráileres lanzados por Netflix, Nairobi sigue aún viva después de ser objetivo de uno de los francotiradores tras caer en la trampa, astuta como ruin, tendida por la inspectora Sierra.

   Pero la atracadora agoniza. Su situación es crítica y si no recibe asistencia médica especializada... su muerte es segura. La bala está alojada en la parte tras la séptima costilla y ha perforado el pulmón. Después de atender de urgencia a Nairobi y salvar su vida in extremis, los atracadores se enfrentan entre sí: unos son partidarios de abrir las puertas para sacar a Nairobi, mientras que otros se niegan.

    "Tenéis que sacarme de aquí, Prefiero vivir en la cárcel... no me quiero morir aquí", suplica Nairobi entre lágrimas que se dirige directamente Tokio para que abra las puertas a la policía. Necesita un cirujano... y eso es lo que va a tener, pero de forma telemática.

   Y es que, mientras tanto El Profesor, que recupera más o menos el control de la situación tras ser recogido en el bosque por Marsella -y después de vivir una muy tensa situación con un toro- consigue una tregua de 48 horas con la Policía para ganar algo de tiempo y ocuparse de Nairobi, pero siempre desde dentro.

   Será un cirujano pasquitaní quién, a través de una videollamada, dirigirá los pasos con el bisturí para sacar la bala y amputar el pulmón. Ante la negativa de Nairobi, que insiste en que la saquen de allí para que pueda ser operada en un hospital por un profesional, Palermo ordena dormir a la herida. Helsinki se niega y la tensión va subiendo hasta que, como si del final de Reservoirg Dogs se tratara, los miembros de la banda se apuntan unos a otros con sus armas.

TELEOPERACIÓN

   Discrepancias que, a la larga, desataran un "golpe de estado" que terminará con Palermo derrocado como jefe y maniatado en una silla y con Tokio asumiendo el mando de las operaciones dentro del Banco. En todo caso, y a pesar de esta 'guerra civil' dentro de la banda, el resultado para Nairobi es el mismo: será operada dentro del banco por la propia Tokio bajo la supervisión del cirujano paquistaní. Es Helsinki, su gran amigo, quien entra finalmente en razón y -desoyendo sus súplicas- la anestesia.

   Todo va más o menos bien cuando justo en el momento crucial de la operación -en la que, además de extraer la bala, hay que extirpar parte del pulmón a Nairobi- la policía tumba las comunicaciones y se corta la conexión con el cirujano paquistaní.

   Será entonces cuando Tokio, que mantiene sorprendentemente fría la cabeza en esa olla a presión, con nervios de acero finaliza con éxito la intervención gracias al entrenamiento al que les sometió el Profesor al preparar el golpe, y que se muestra a través de una serie de flashbacks.

   Lo logrará, sí, Tokio obra "el milagro" y salva la vida de Nairobi pero no este primer capítulo. No será hasta el siguiente episodio, La boda de Berlín, cuando La casa de papel revela definitivamente y que, tras la operación, Nairobi ha sobrevivido y aunque de momento es una baja más ya que debe recuperarse puesto que su estado es grave, está estable.

Su evolución, y su destino, es una incógnita que La Casa de Papel resuelve en los siguientes capítulos de la cuarta temporada

((MÁS SPOILERS DE LOS ÚLTIMOS CAPÍTULOS))

Tras recuperarse de la operación, en un tiempo récord, la verdad, Nairobi, aún renqueante, vuelve a supervisar la fundición del oro. Pero después de protagonizar unas acarameladas escenas con Bogotá... Gandía cumple con lo prometido, con lo que no pudo hacer capítulos antes cuando se coló en la habitación donde se recuperaba, y mata al personaje de Alba Flores.

La ejecuta a sangre fría después de usarla como escudo cuando se encuentra acorralado. El jefe de seguridad del Banco de España, un perro rabioso, asesta a Nairobi un disparo en la cabeza que hace que la querida atracadora caiga fulminada y muera en el acto. "Mil leches, te dije que te iba a matar", dice burlón Gandía antes de disparar. Un final abrupto para un personaje que acababa de salvar su vida milagrosamente, hasta en dos ocasiones, durante esta temporada.

Para leer más