Transformers inaugura la primera sala en 4D en Los Ángeles, el cine que se siente

Actualizado 01/07/2014 12:52:20 CET
Cine 4DX en Los Ángeles
Foto: LA LIVE

MADRID, 1 Jul. (CulturaOcio) -

   El cine ya no solo se ve y se oye... ahora también se huele y se siente. En Los Ángeles acaba de abrir sus puertas el primer cine 4DX de Estados Unidos. Agua, humo, luces, son algunos de los ingredientes de una sala donde el público, además de ver la película, se mete dentro de ella experimentando diferentes efectos físicos reales.

   Situado en los Cines Regal LA Live, del centro de la ciudad, la primera sala en 4DX mezcla la visualización de una cinta en 3D, junto a la experiencia denominada como cuarta dimensión. La película elegida para su estreno, Transformers: La era de la extinción.

   Las butacas de este cine vienen a ser algo similar a las de una atracción. Entre los efectos se pueden experimentar en la sala, según apunta Slash Film, se encuentran:

1. Agua (con la opción de ser desconectada si no es del gusto del espectador).

2. Lluvia, variación del agua.

3. Niebla. Unos cañones expulsan humo cada vez que hay una explosión.

4. Viento, con unas ráfagas un poco caóticas y frías.

5. Rayos, un simulación sin mucha duración.

6. Burbujas (las cuales aún no han sido probadas con Transformers).

7. Olor, el cual no se expulsa directamente frente a cada persona, algo bueno, pero sin claridad sobre qué tipo de olores son.

8. Vibración. La butaca se mueve hacia arriba, abajo, derecha o izquierda en distintas velocidades (además de diversas vibraciones más calmadas para otros momentos de la película). 

Previa YoutubeCargando el vídeo....

   Los precios son algo caros, entre 24 y 27 dólares según sea sesión matinal, o sesión nocturna. Antes de ver la película, se ofrecen diferentes trailers, incluido uno en 4DX sobre una persecución de coches.

   Una experiencia que a algunos encantará, y que para otros será demasiado movidita. Lo importante es que la opción de las 4DX ya se está convirtiendo en una realidad, y no deja indiferente a nadie.