Actualizado 23/06/2017 15:21 CET

Netflix de nuevo en el punto de mira por su retrato de la anorexia en To the Bone

To the Bone
NETFLIX

MADRID, 23 Jun. (CulturaOcio) -

Netflix estrena To the Bone el próximo 14 de julio, una película protagonizada por Lily Collins que trata un asunto tan delicado como el de la anorexia. Un tema por el que la plataforma en streaming vuelve a enfrentarse a las críticas como ya le sucedió con la serie Por 13 Razones, acusada de hacer apología del suicidio.

Hace unos días Netflix estrenaba el tráiler de To the Bone y en tan solo unas horas ya era tendencia en las redes sociales. En poco más de dos minutos de adelanto, los usuarios de Twitter criticaron la manera en la que la película abordará los desórdenes alimenticios. Algo que ya se ha visto en filmes y series pero nunca mostrando la realidad de esta enfermedad.

El tráiler comienza con Ellen (Collins) sentada frente a un plato de comida, junto a su hermana, y como empieza a contar las calorías que incluye el plato que debe comerse. Poco a poco la protagonista empezará a perder peso hasta convertirse en una persona sin fuerzas para mantenerse en pie.

The National Eating Disorders Association (NEDA) también ha criticado el tráiler y la película alegando que "las imágenes de alguien que está en riesgo o tiene problemas, puede ser una experiencia desagradable, pueden desencadenar todo tipo de sentimientos perturbadores".

Martin Noxon (Glee, UnReal, Mad Men) dirige y escribe la historia que se cuenta en To the Bone. Una historia que no le resulta desconocida ya que en su adolescencia sufrió trastornos alimenticios como Lily Collins.

"Lo conozco de primera mano, el aislamiento y la vergüenza que sienten las personas cuando están en manos de esta enfermedad", publica en su perfil de Twitter la directora.

"En un esfuerzo por contar esta historia de una manera responsable, hablamos con otros supervivientes y trabajamos junto a Project Heal (organización que recauda dinero para ayudar aquellas personas que no pueden costearse el tratamiento) con la esperanza de hacerla verídica", continúa Noxon.

Las críticas de los que han visto el tráiler recaen sobre todo en que la historia que narra To the Bone es la misma que cuenta las producciones de Holywood. Sin embargo, Noxon afirma que "la batalla de cada persona contra los desórdenes alimenticios es única y To the Bone es solo una de los millones de historias que pueden contarse".

ABORDAR UN TEMA TABÚ

A lo que añade: "Mi objetivo con la película no es embellecer los trastornos de la conducta alimentaria (TAC), pero si servir para comenzar una conversación sobre un tema que está rodeado de secretos y por conceptos erróneos".

Otra de las críticas hacia el tráiler tiene que ver con el aspecto de Lily Colins. La delgadez de la actriz es evidente, pero su aspecto externo e incluso interno, para muchos no es el propio de una persona anoréxica y luce demasiado saludable e incluso risueña.

"Hay personas que luchan y sus cuerpos pesan más, personas de todas las edades, razas y géneros cuyas historias no se cuentan", afirma Claire Mysko, CEO de NEDA.

La propia Lily Collins también ha salido en defensa de la película afirmando que no se trata de algo que enaltece la anorexia o bulimia. "Agradezco la preocupación pero nadie me obligó a hacer esta película. Yo quería, necesitaba hacerla. Estoy muy orgullosa de lo que hemos conseguido", escribía en su perfil de Twitter.

Bethany Rose Lamont, redactora jefe de la revista de salud mental Doll Hospital es "cautelosa a la hora de dividir la salud mental en 'bueno' y 'malo'". Y además, se muestra reacia a la película ya que las imágenes de extrema delgadez de Lily Collins en To the Bone, ya se usan como ejemplo de cuerpo perfecto para aquellas personas que sufren este tipo de enfermedad mental.

Para leer más