Actualizado 02/11/2020 14:57 CET

10 escalofriantes errores en grandes películas de terror

10 Errores De Continuidad Intencionados En Películas De Terror
10 Errores De Continuidad Intencionados En Películas De Terror - LIONSGATE / DREAMWORKS / WARNER

   MADRID, 31 Oct. (CulturaOcio) -

   Cuando hay un psicópata con una hacha o un fantasma demoníaco en pantalla, es difícil fijarse en otra cosa. Pero en el cine de terror, como en el resto de géneros, también se cometen errores. Fallos de raccord, popularmente conocidos gazapos, que, una vez vistos, ya nunca vuelven a pasar desapercibidos.

   Son muchas las cintas que presentan errores de continuidad que se pasan por alto en el proceso de postproducción. Sin embargo, el género de terror tiene algo de particular. Hay algunos cineastas que decidieron no rectificar estos “fallos” en el montaje final, e incluso los provocaron, para generar confusión y una sensación de desasosiego mayor en el espectador.

   Muchos de estos errores pertenecen a clásicos del cine, y aún a día de hoy, se sigue debatiendo la intencionalidad de su creador. ¿Fueron fruto del caos de la filmación o realmente están en la película para desquiciar aún más al sufrido espectador? Aquí van 10 ejemplos.

UNA SOMBRA DEL CÁMARA – THE AMITYVILLE HORROR

   Una de las escenas más emblemáticas de la primera película de The Amityville Horror es aquella en la que el padre Delaney trataba de bendecir la casa embrujada de la familia protagonista. Pero pronto se ve superado por un enjambre de moscas antes de que una voz le grite que salga de la habitación.

   Hay un momento en la secuencia (minuto 2:35 del video) en el que se ve una sombra cruzar por una de las esquinas de la pantalla. Tal y como recuerda What Culture, dicha sombra pertenecía a un cámara o a uno de los miembros del equipo, pero es tan espeluznante que encaja con la tensión latente en la secuencia. El director Stuart Rosenberg decidió dejarla en el metraje final.

LA TARJETA DE PATRICK BATEMAN – AMERICAN PSYCHO

   El argumento de American Psycho se enfoca en confundir al espectador sobre la verdadera naturaleza del protagonista Patrick Bateman (Christian Bale) que puede ser o no ser un psicópata. Patrick y sus amigos están constantemente comparándose a través de sus tarjetas de visita, que consideran un símbolo de poder y masculinidad.

   Sin embargo, la tarjeta del protagonista tiene bastantes errores. En la esquina superior derecha se lee Pierce & Pierce, pero falta un espacio (Pierce &Pierce), al igual que la palabra “acquisitions”, escrita sin la letra c (aquisitions). Teniendo en cuenta la importancia de las tarjetas en la cinta, resulta difícil pensar que la directora Mary Harron los pasase por alto. Si están ahí aposta o no, es algo que los fans siguen debatiendo a día de hoy.

CONVERSACIONES QUE CAMBIAN – ELIMINADO

   La trama de Eliminado se desarrolla a través de una pantalla de ordenador, por lo que gran parte se hizo en postproducción. Eso hace que sea más difícil obviar que, alrededor de los 10 minutos de película, las conversaciones de chat cambian sin motivo aparente. Cuando la protagonista pregunta a su novio por qué no contesta, en la conversación se lee un mensaje en el que pone “eso no es divertido”, a lo que el novio responde "lo digo en serio”.

   Sin embargo, un par de escenas después la conversación ha cambiado a “creo que quizás hackeó tu cuenta”, en referencia al mensaje de Laura, la chica muerta que acosa a sus antiguos compañeros. Un fallo que difícilmente se pudo pasar por alto en postproducción, y que se quedó en el corte final para demostrar el auténtico poder de Laura en la red.

UN CÁMARA EN ESCENA – THE DESCENT

   El caso de The Descent es de lo más curioso, ya que el argumento gira en torno a seis mujeres que se adentran en una cueva donde son acechadas por unas criaturas conocidas como ‘rastreadores’. Cerca de los 25 minutos de película, cuando aún no han aparecido las criaturas, se ve una cara pálida en una esquina de la pantalla.

   Desde su estreno, el público ya debatió si se trataba de un error o realmente era uno de los rastreadores. El guionista y escritor Neil Marshall explicó en el DVD de The Descent que realmente se trataba de un cámara que se coló en el plano. Pero su aspecto en la toma concuerda tanto con el argumento de la cinta que bien podría ser uno de los rastreadores.

6. LA PUERTA IMAGINARIA – LOS PÁJAROS

   Alfred Hitchcock es uno de los cineastas más exigentes de todos los tiempos, e incluso cuando se ha encontrado algún error en sus películas, estos se han cometido aposta por el maestro del suspense. En el caso de Los Pájaros, uno de estos “fallos” tiene lugar cuando los protagonistas escapan de Bodega Bay.

   El personaje de Rod Taylor parece abrir una puerta (segundo 0:27 del video) pero en realidad no lo hace, porque la puerta ya estaba abierta para permitir que el cámara de la escena pasase por delante. Lejos de ser un error, Hitchcock emuló la apertura de la puerta bañando a los protagonistas en luz. Un pequeño truco que, por aquel entonces, resultó de lo más ingenioso.

5. EXPLOSIÓN DE SANGRE – LA CABAÑA EN EL BOSQUE

   En La cabaña en el bosque de Drew Goddard hay varios momentos de lo más hilarantes, pero hay uno en cuestión que fue fruto de un incidente en el rodaje. Cuando el técnico de la sala de control Steve es atacado por Merman, se produce una explosión de sangre exagerada y grotesca, que detrás guarda un curioso motivo.

   En un principio el director no iba a incluir sangre en la secuencia, pero los técnicos de efectos especiales le animaron a utilizar los litros de sangre falsa sobrante, lo que resultó en una erupción volcánica tremendamente exagerada, pero a su vez muy acorde con el tono slasher de la cinta. Finalmente Goddard decidió dejar la secuencia en el filme.

OTRO MIEMBRO DEL EQUIPO – THE RING

   

   En el remake americano de The Ring de 2002 también hubo un figurante inesperado. En una secuencia en la que el personaje de Naomi Watts y su novio regresan a casa de la hermana para recuperar a su taciturno hijo Aidan, durante aproximadamente un segundo se puede ver una sombra en el marco de la puerta.

   Aunque los fans han debatido si podría tratarse de Ruth, la niña del pozo, esperando a que la familia se fuese, en realidad es la silueta de un miembro del equipo. Pero quedó tan intimidante y sutil que el director Gore Verbinski decidió dejarla en el corte final.

EL SONIDO QUE SOBRA – THE ROCKY HORROR PICTURE SHOW

   El rodaje de The Rocky Horror Picture Show fue casi tan anárquico como la propia película. Pero hay un sonido en cuestión que fue un error de la grabación de la banda sonora, y que curiosamente nadie decidió eliminar en el metraje final de la cinta.

   Un pitido de sintetizador se puede escuchar en la escena en la que Tim Curry interpreta la canción I Can Make You a Man. Justo en el momento en el que toca el pecho de Rocky, ahí está el sintetizador que no debería estar ahí, pero que curiosamente encaja a la perfección con el espíritu de la película.

ERRORES DE CONTINUIDAD INTENCIONADOS – EL RESPLANDOR

Kubrick es otro de esos directores que en rara ocasión deja algo al azar. Y sin embargo, en su adaptación de El Resplandor los fans han notado con el paso de los años numerosos errores de continuidad, muchos de ellos motivados por la imposible arquitectura del hotel Overlook, que cambia en función de lo que la historia precisa.

   Pero el “error” más notable se produce en la escena en la que Danny juega con sus coches en la icónica alfombra de hexágonos. De un plano a otro, la dirección de las figuras cambia, lo que sugiere que Kubrick la filmó desde dos direcciones distintas. Por supuesto, es posible que se trate de un fallo real de montaje, pero dado el grado de detalle con el que trabajaba Kubrick, parece poco probable.

LA MÁQUINA DE AJEDREZ QUE 'TROLLEA' – LA COSA

   John Carpenter logró con La Cosa lo que pretendía desde un principio, crear una sensación de angustia y desconcierto en el espectador desde el minuto uno. Y es justo al principio de la cinta donde tiene lugar un gracioso error de continuidad con la máquina de ajedrez inteligente que logra hacer jaque mate a Kurt Russell.

   Tras perder contra la computadora, el protagonista derrama su copa sobre la máquina, que le ha ganado con un jaque mate producido por la torre negra. Sin embargo, esto es imposible, ya que, en el plano anterior, tal y como están colocadas las piezas, no hay manera de que la torre haga el movimiento de la victoria.