Publicado 26/11/2020 14:16CET

Eduard Fernández, el cura guerrero e incrédulo de 30 monedas: "Negar la pandemia es cómico, absurdo y gilipollas"

Eduard Fernández protagoniza 30 monedas
Eduard Fernández protagoniza 30 monedas - HBO

   MADRID, 26 Nov. (CulturaOcio) -

   30 Monedas, la serie de Álex de la Iglesia, llega a HBO. Ocho capítulos con un ritmo endemoniado en los que el director de El día de la Bestia, La comunidad o Las brujas de Zugarramurdi lleva al límite a sus personajes tanto en el plano físico como mental. Y es que, al igual que ocurre en muchas batallas que se libran en el mundo real, en esta contienda contra las fuerzas demoníacas... creer es la clave.

   La ficción creada por De la Iglesia junto a su colaborador habitual, Jorge Guerricaechevarría, relata una conspiración global en la que oscuras y poderosas fuerzas buscan hacerse a toda costa con las 30 monedas por las Judas traicionó a Jesucristo. Una reliquia que les concedería un poder inimaginable que podría acabar, no solo con toda la estructura de la Iglesia, sino con toda la humanidad. Y frente a estos temibles enemigos, resurge como héroe improbable el padre Vergara, el sacerdote de Pedraza, un pequeño pueblo de Segovia, donde se encuentra una de las monedas.

   Exorcista, boxeador, exconvicto y exiliado por el Vaticano, Vergara es un cura de armas tomar que ya se ha enfrentado a las fuerzas del mal y que ahora vive alejado de todo aquello para huir de un dolor que no quiere revivir. "Es alguien muy descreído y muy creído a la vez", afirma Fernández en un entrevista concedida a CulturaOcio.com en la que define a su personaje como "alguien profundamente religioso que lucha con mucha fuerza contra lo maligno habiéndolo vivido" y que "ya ha pasado por casi todo en la vida".

   Y precisamente por eso, por su dolorosa experiencia cuando era exorcista en Roma, Vergara se niega a dar pábulo a las innegables señales e incluso a los terribles fenómenos demoníacos que se manifiestan en el pueblo, e intenta racionalizarlos por todos los medios. "Es algo psicológico, personal, porque él no quiere que pase lo que está pasando y lo niega con mucha fuerza", señala el actor que también asegura que, en un principio, esta "es la manera que Vergara tiene luchar contra las fuerzas del mal".

"AHORA HAY GRANDES NEGACIONISTAS"

   "Cree que cerrar su mente y negar lo que está ocurriendo es la manera de que no ocurra, que todo está en la imaginación... incluso lo real. Lo real, si tu cierras tu mente, dejará de existir creo que es una teoría bonita e interesante", afirma Fernández cuyo Vergara es, por así decirlo, un negacionista de lo demoníaco... hasta que, frente a lo que está viendo, no le queda más remedio que reaccionar y luchar.

   "Hay grandes negacionistas y yo ahora estoy por negar la fuerza de la gravedad", dice con ironía al comparar el punto de vista de su escéptico personaje con las posturas negacionistas frente a la pandema de coronavirus que azota el mundo desde hace meses. En este sentido, el ganador de tres premios Goya asegura que si hubiera que resumir todo lo que está pasando en una película o serie de televisión sería una producción que se movería "entre el terror y lo cómico".

   Y es que, dice con vehemencia el actor catalán, "lo de negar la pandemia teniéndola delante de los ojos es un poco de película de Peter Selles". "Es cómico, absurdo, gilipollas", sentencia Fernández que apostilla que "la parte de terror" tendría que ver con el origen del virus, el número real de víctimas y todo lo que las autoridades no hacen público.

   "De dónde viene el virus, cuándo ha empezado, cuántos muertos hay en realidad, quién dice la verdad, quién dice la mentira, qué dice China, qué dice Rusia, qué dice Estados Unidos... qué sabemos y qué no sabemos realmente de todo lo que está pasando. Eso sí que da un poco más de miedo", concluye.

Para leer más