Taylor Swift desata la polémica al expresar sus preferencias políticas por primera vez

TAYLOR SWIFT
GETTY - Archivo
Actualizado 09/10/2018 17:27:33 CET

LOS ÁNGELES, 9 Oct. (Reuters/CulturaOcio) -

La decisión de Taylor Swift de hablar de política ha desatado toda una tormenta mediática, con seguidores y analistas divididos sobre si una de las mayores estrellas del pop debería haber roto el silencio para mostrar sus opiniones.

Swift, de 28 años, había permanecido alejada de la crispación política estadounidense en contraste con algunas de sus iguales, como Katy Perry y Beyonce, además de Kid Rock, que respalda a los republicanos.

Pero Taylor Swift ha dicho ahora a sus 112 millones de seguidores de Instagram que respaldaba y tenía previsto votar a dos demócratas que compiten el 6 de noviembre en las elecciones legislativas por Tennessee.

"En el pasado he sido reacia a expresar públicamente mis opiniones políticas, pero debido a varios eventos en mi vida y en el mundo en los últimos dos años, ahora me siento muy diferente al respecto", escribió Swift.

La cantante dijo que defendía los derechos de los homosexuales y de las mujeres y que se oponía al racismo. "No puedo votar a alguien que no estará dispuesto a luchar por la dignidad de todos los estadounidenses, sin importar su color de piel, género o a quién aman", escribió Swift, y agregó que votará por los demócratas Phil Bredesen para el Senado y Jim Cooper para la Cámara de Representantes.

Los comentarios de Swift, ganadora de 10 premios Grammy, obtuvieron 1,5 millones de visitas en su página de Instagram. Pero enfurecieron a muchos conservadores, especialmente a algunos de la comunidad de música country, donde la cantante tuvo sus inicios siendo solo una adolescente.

"Lo que solía gustarme de Taylor Swift es que se mantenía alejada de la política", dijo el lunes Charlie Kirk, fundador de la organización estudiantil sin fines de lucro conservadora Turning Point, por el canal de televisión Fox News.

El propio presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha dicho a los periodistas en tono de broma, según recoge ABC News: "Digamos que la música de Taylor Swift me gusta un 25 por ciento menos ahora".