Actualizado 23/01/2020 13:39 CET

Mal rollo en Aerosmith: Joey Kramer denuncia que no le readmiten tras sus problemas de salud y el resto le responde

2018 MTV Video Music Awards - Red Carpet
2018 MTV Video Music Awards - Red Carpet - GETTY IMAGES FOR MTV / MIKE COPPOLA - Archivo

MADRID, 22 Ene. (CulturaOcio) -

VÍDEO: Los guardas de seguridad de Aerosmith impiden a Joey Kramer entrar a ensayar con la banda

Aerosmith han respondido a la denuncia de su batería Joey Kramer -fundador y miembro desde 1970 hasta la actualidad-, asegurando que "no ha sido emocional y físicamente capaz de actuar con la banda, según él mismo ha admitido, durante los últimos seis meses".

Kramer demandó a sus viejos compañeros el pasado viernes asegurando que le habían obligado a hacer una audición para comprobar si estaba en condiciones de regresar a su puesto después de los problemas de salud sufridos durante 2019.

Estos problemas han propiciado que su puesto haya sido ocupado por el técnico de batería del grupo, John Douglas, quien primero fue llamado como solución de urgencia pero ha terminado afianzándose durante la residencia de Aerosmith en Las Vegas y otros compromisos.

Según la demanda obtenida por TMZ, Kramer, una vez recuperado de sus "heridas leves" -una lesión en el hombro le alejó del grupo en la primavera de 2019- estaba preparado para regresar al grupo el pasado otoño, pero el resto decidió que tenía que hacer una audición para probar que era "capaz de tocar a un nivel apropiado".

Kramer terminó haciendo la audición y asegura que le dijeron que había sido aceptable, aunque le faltaba "energía". Por eso, espera que la denuncia fuerce al resto a readmitirle en el grupo para "evitar daños irreparables".

En un comunicado a través de People, Steven Tyler, Joe Perry, Tom Hamilton y Brad Whitford han respondido a Kramer, a quien se refieren como su "hermano" y de quien dicen que su salud es de "suma importancia" para todos ellos.

"Sin embargo, no ha sido emocional y físicamente capaz de actuar con la banda, durante los últimos seis meses. Le hemos echado de menos y le hemos alentado a que se una a nosotros para ensayar muchas veces, pero aparentemente no se ha sentido listo para hacerlo", remarcan.

Y añaden: "Joey ha esperado ahora hasta el último momento para aceptar nuestra invitación, cuando desafortunadamente no tenemos tiempo para los ensayos necesarios para los Grammy -donde actúan este 26 de enero- y MusiCares. Le estaríamos perjudicando a él, a nosotros mismos y a nuestros fans si tocara sin el tiempo adecuado para prepararse y ensayar".

"Para agravar esto -prosigue el comunicado- decidió presentar una demanda sin tener en cuenta cuál es nuestra ventana limitada para prepararnos para realizar esta importante actuación. Dadas sus decisiones, lamentablemente no puede hacerlo, pero por supuesto le hemos invitado a estar con nosotros tanto para los Grammys como para nuestro honor en MusiCares. Estamos unidos por mucho más que nuestro tiempo en el escenario".

En su denuncia, el batería alega que el estrés de esta situación de los últimos meses ha tenido "repercusiones significativas" que han afectado a su salud, haciéndole imposible reunirse antes con la banda en anteriores conciertos. Aerosmith supuestamente requirió que Kramer pagara su reemplazo, costándole 20.000 dólares por semana para actuaciones y 10.000 dólares por semana para ensayos.

Aerosmith tienen por delante un 2020 cargado de actuaciones tanto en su residencia en Las Vegas como en la gira europea con la que celebrarán su cincuenta aniversario y que tiene parada el 3 de julio en el Estadio Wanda Metropolitano de Madrid.