Mark Hamill la lía en la Comic Con disfrazado de Darth Vader-Trump y Stormtrooper

Mark Hamill, protagonista de Star Wars
REUTERS
Actualizado 23/07/2018 15:45:49 CET

MADRID, 23 Jul. (CulturaOcio) -

Mark Hamill sorprendió a todos los presentes en la Comic-Con de San Diego disfrazado como soldado de asalto. El famoso actor de Star Wars se metió así, por un día, en la piel de los villanos de la historia que él mismo ha encarnado desde 1977, cuando un jovencísimo Hamill irrumpía en la gran pantalla con el estreno del Episodio IV: Una nueva esperanza.

Al igual que hacía en la película para infiltrase en la Estrella de la Muerte, el actor estadounidense se coló entre los fans ataviado con un traje de soldado de asalto. Eso sí, si hace más de 40 años se vistió como un soldado de asalto Imperial, en la reciente Comic-Con adoptó un enfoque más moderno al disfrazarse como soldado de asalto de la Primera Orden, protagonistas de las recientes películas de Disney.

Además, en la publicación que acompañaba la fotografía de su cuenta de Instagram, Hamill bromeó sobre la mítica frase de Leia (encarnada por su amiga y compañera, la ya fallecida Carrie Fisher) en la película. "¿No eres un poco bajo para un soldado de asalto?", comentó el actor en su publicación de Instagram.

No es la primera que Hamill se enfunda el traje de soldado de asalto. Nada más lejos, en 2015 se paseó por las calles de Hollywood parándose a hablar con los viandantes que, inocentes, desconocían quién se escondía realmente tras ese casco blanco y negro. En aquella ocasión, el disfraz tenía como excusa la campaña benéfica 'Star Wars: Force for Change', que recaudó millones de dólares a beneficio de UNICEF.

Hamill escogió otro disfraz para el panel de la serie Brooklyn Nine-Nine, que ha sido salvada in-extremis por NBC después de que Fox renunciara a continuar con ella tras cinco temporadas emitidas. El actor comentó en Twitter que "no puede esperar" para ver la siguiente temporada de esta serie policiaca.

Pero ahí no quedó la cosa. Porque ni corto ni perezoso el protagonista de Star Wars fue más allá en su último día en la Comic Con se presentó luciendo un disparatado disfraz que mezclaba a Darth Vader, el gran villano de Star Wars y padre de su personaje en la ficción, y a Donald Trump, el presidente de los Estados Unidos. Una máscara del lord sith pintada de naranja, una peluca rubia y una camiseta con el eslogan 'Make the Death Star great again' eran las armas de Hamill para, de nuevo, infiltrarse entre los fans de la Comic Con.